Bioparc Fuengirola destina más de 28.000€ euros a proyectos mundiales de conservación de la biodiversidad

  • La Fundación Bioparc colabora en más de 20 programas internacionales para la conservación de especies animales
  • Sabangau es uno de los principales proyectos en los que colabora la Fundación con el objetivo de proteger y restaurar el hábitat de los orangutanes de Borneo

Durante el pasado año 2019, Bioparc Fuengirola ha aportado a la Fundación Bioparc más de 28.000€ procedentes de acciones comerciales como BIOdías o la campaña del pase anual, en las que por cada entrada o Pase Anual B! adquirido, un euro es destinado a la Fundación Bioparc. Gracias a estas aportaciones, todas las personas que pertenecen a la comunidad Bioparc colaboran de forma directa en los programas de conservación in situ a través de la Fundación Bioparc.

Uno de los proyectos internacionales más importantes de conservación es el proyecto Sabangau, en el que trabaja la Fundación Bioparc en colaboración con la Borneo Nature Foundation desde 2013. Este proyecto tiene el objetivo de restaurar la crítica situación del bosque de Sabangau, el cual alberga la mayor población mundial de orangutanes en libertad.

En la isla de Borneo, el 2015 fue uno de los años de mayor destrucción de los bosques causadas por grandes incendios. Ambas fundaciones siguieron trabajando de manera intensiva para minimizar estos incendios, provocados la mayoría por la acción del hombre para las plantaciones de aceite de palma. El resultado fue positivo pero actualmente siguen trabajando patrullas de la Borneo Nature Foundation debido al alto riesgo de aparición de incendios, tomando medidas como la instalación de hasta 25 pozos en caso de necesitar agua de manera inmediata. De hecho, a pesar de haber disminuido los incendios, en 2019 se quemaron más de 6.000km, dejando sin hogar a miles de orangutanes.

Para este año 2020 la Borneo Nature Foundation establece como principal objetivo implementar nuevos equipos para luchar contra los incendios y continuar el plan de reforestación de hasta un millón de árboles, para recuperar las áreas de bosques quemadas y ampliar el hábitat natural de los orangutanes. Además de divulgar a través de talleres cual es el uso correcto del fuego para cambiar la conducta de la población local y no poner en riesgo la vida de esta especie animal en peligro de extinción.

A la misma vez que la Fundación Bioparc desarrolla este proyecto y otros proyectos in situ, Bioparc Fuengirola participa en programas europeos de conservación ex situ coordinados a través de la EAZA. Como por ejemplo, la participación en el programa de conservación de gorilas desde 2004. Pero no es hasta 2017 con la pérdida del macho del grupo, cuando el programa de conservación europeo de la especie asigna a Bioparc Fuengirola, la nueva misión de reproducir esta subespecie, gorilas de Costa. Anteriormente la función del parque malagueño en el EEP, Programa Europeo de Especies en Peligro, era albergar un grupo no reproductor de gorilas, para que viviesen en las mejores condiciones durante la última etapa de su vida.